Palacio de Lebrija

Palacio de Lebrija
Comparte este artículo
Autor: Comentar

Hablar de Sevilla y mencionar la belleza de sus sitios históricos es muy redundante, pero no se puede dejar de decirlo. Es que esta ciudad tiene una hermosura muy particular, adornada por edificaciones pertenecientes a distintas épocas que le brindan un aura prácticamente inigualable.

Palacio de Lebrija

Y si hablamos de sitios ideales para la visita no podemos olvidarnos del Palacio de la Condesa de Lebrija, uno de los más fastuosos y reconocidos tanto en Andalucía como en todo el territorio de España. Se trata de una construcción de carácter monumental que sirvió de alojamiento para varias familias hasta que fue otorgado a la Condesa de Lebrija, quien transformó el lugar en su propio museo.

Esta casa señorial comenzó a levantarse entre los siglos XV y XVI, y fue sufriendo diferentes modificaciones con el paso de los años. La más relevante se llevó adelante a principios del siglo XX, cuando sus instalaciones se ampliaron por orden expresa de la Condesa de Lebrija. Desde entonces se considera a este lugar como una obra de arte en sí misma ya que en su interior se encuentran diferentes antigüedades, obras de arte y objetos adquiridos en yacimientos arqueológicos.

Recorriendo los distintos sectores del Palacio se puede observar el uso de distintos tipos de materiales, tales como mármol, azulejos, yeso, hierro y madera. Los elementos más impactantes proceden de distintas excavaciones llevadas a cabo a principios del siglo pasado y que eran financiadas por la Condesa, una reconocida entusiasta de la arqueología.

Además no podemos olvidarnos de destacar que en el interior de la casa se pueden observar diferentes vitrinas y murales donde se exhiben cuadros, libros, bustos y otros elementos que son originarios de diversas culturas y lugares del mundo. Por ejemplo, se puede disfrutar de objetos pertenecientes a la Antigua Roma, Grecia, China, Japón, Persia y las corrientes árabes que circularon por la península ibérica.

Imagen de Wikipedia

Por:
Etiquetas:
Categorías: monumentos
Comparte este artículo